Por qué esculturas sobre pollos?

Rebelado como mucha gente sobre el tratamiento que se reserva hoy para el animal (ganadería y derribo en batería), trabajé durante siete años en el tema del pollo en escultura y en pintura.

Escogí al pollo porque es el animal más común y el que constituye la primera fuente de proteínas para la alimentación humana. En esta búsqueda no es la belleza del animal que me interesa pero su identidad. La primera acta que hice es que el pollo hoy no está considerado más como un ser vivo sino como una fábrica a proteínas para la alimentación humana.

La apuesta de estas esculturas es recaer al pollo, el pollo perdido el pelo como lo encontramos de préstamo al consumo, su dignidad que es inherente a su estado de animal. Es dirigido con enanos, porque en esta relación, el hombre es muy minimizado, perdido en sus contradicciones. Represento la mayoría de las veces a hombres en forma de enanos porque pienso que perdieron mucho sobre el aspecto carismático. Tanto la evolución tecnológica que vemos alrededor de nosotros es extraordinaria, como asistimos sobre el terreno humano a cada vez más fenómenos de barbarie. Es para esto, para hablar del embrollo carismático del humano, que hago a hombres pequeños, pues enanos.

Las esculturas que represento son encargadas de mil cosas que son un reflejo de la relación riquísima que hubo entre el hombre y el animal. Por ejemplo, libros (historias de animales, investigaciones científicas). Por ejemplo, cuerdas (domesticación del animal y su utilización en los trabajos humanos). Por ejemplo, llaves puestas en jaula y muchas otras cosas.

 

 

Somos hoy la especie dominante sobre esta tierra, lo que debería darnos no sólo derechos sino que deberes. Si se abusa hoy de nuestros derechos, los deberes que tenemos hacia los animales no son asumidos, quiero para prueba sólo la multitud de especies animales que desaparecen cada día. Tendemos a olvidar que pertenecemos a la misma cadena. El desciframiento reciente del genoma humano y de los genomas animales muestra la proximidad muy grande que tenemos con ellos. Algunos porcentajes de diferencia deberían incitarnos a más respeto y más prudencia.

                                                                                                                                                                                                           Michel Levy

  • Facebook
  • YouTube
  • Instagram

Site PEINTURES cliquez  ICI     © 2020- Michel Levy